Amérique du Sud

NOM, globalismo y “liderazgo” estadounidense – QEPD

0

(este análisis ha sido escrito para la revista Unz)

“Y los incrédulos tramaron y planearon, y Dios también planeó, y el mejor de los planificadores es Dios”
Corán, Sura Al-Imran (La familia de Imran) – 3:54

Ha sido bastante obvio durante muchos años que el Imperio anglo-sionista no es viable, que tenía que tirar la toalla, tarde o temprano. Había dos escenarios probables, los cuales eran mayormente considerados posibles para este colapso: una crisis externa (generalmente una gran derrota militar) o una interna (colapso económico). Personalmente, siempre preferí el primer escenario (específicamente, como está descrito aquí). Incluso tenía un lugar “favorito” para una derrota militar tan catastrófica (para los EE. UU.): Irán y Oriente Medio. Independientemente del escenario preferido, esto era obvio:

1.- El imperio no era viable
2.- El imperio no era reformable

Lo mismo es cierto del sistema político de Estados Unidos, por cierto.

Sin embargo, habia un gran problema. La calidad y el tamaño de la máquina de propaganda anglo-sionista ha tenido mucho éxito al mantener a la mayoría de la gente en Occidente en total ignorancia de estas realidades. Cuanto más rápido se derrumbaba el Imperio, Obama o Trump salpicaban más sus ceremonias patrióticas con banderas (alias “conferencias de prensa”) con referencias a una “nación indispensable” que proporciona “liderazgo vital” gracias a ser “la mejor economía de la historia”, los “mejores militares de la historia” e incluso “CEOs increíbles”, “políticos increíbles” e incluso “conversaciones increíbles”. El mensaje era simple: somos los mejores, mejores que todos los demás y somos invencibles.

Entonces sucedió el COVID19 .

La reacción inicial a la pandemia en los EE. UU. fue descartar esto por completo y echarle la culpa a los chinos. Otra teoría excepcionalmente tonta fue que el virus solo afectaba a los asiáticos. Esta se derrumbó bastante rápido. Otros mitos, e incluso mentiras, demostraron ser mucho más resistentes, al menos por un tiempo.

Entonces sucedió “Italia”. Pronto seguido por España y Francia.

Algunas personas comenzaron a cambiar su tono. Otros todavía pensaban que la UE no era tan “increíble” como los Estados Unidos.

Luego sucedió “Nueva York” y se desató el infierno para la “nación indispensable” y el “parásito imperial” que esta nación albergaba. Incluso el idiota en jefe cambió de “todo habrá terminado para Pascua” a hablar acerca de salvar a “millones” de “americanos” (estadounidenses) (a Estados Unidos no le importan los americanos que no sean estadounidenses).

Predigo que este proceso ahora se acelerará aún más.

Aquí doy algunas razones para esta conclusión:

Primero, la máquina de propaganda imperial simplemente ya no puede ocultar la magnitud del desastre, incluso en países como los Estados Unidos o el Reino Unido. Oh, claro, inicialmente los médicos e incluso los comandantes de barcos de la USN fueron despedidos sumariamente por decir la verdad, pero incluso esos casos resultaron imposibles de ocultar y la opinión pública sospechó aún más de las garantías y declaraciones oficiales. La verdad es que la mayor parte del planeta ya se dió cuenta de que esta es una gran crisis y que países como Rusia o China respondieron casi infinitamente mejor que Estados Unidos. El planeta también sabe que el sistema de “atención médica” de los EE. UU. está en quiebra, es corrupto y en su mayoría disfuncional y que el optimismo inicial de Trump no se basaba en nada concreto. Por cierto, los que odian a Trump han instrumentalizado de inmediato la crisis para atacar a Trump. Lo triste es que, si bien no son mejores (y definitivamente esto aplica al tío Joe), tienen razón acerca de que Trump está completamente fuera de contacto con la realidad. En la era de Internet, esta es una realidad que incluso la máquina de propaganda estadounidense no podrá ocultarle al público estadounidense para siempre.

Segundo, y eso ahora es bastante obvio, está quedando claro que la ideología capitalista de mercados libres, globalismo, consumismo, individualismo extremo y, sobre todo, codicia, es totalmente incapaz de hacer frente a la crisis. Es aún más ofensivo para aquellos que todavía creían en una ideología basada en la suposición de que la suma de nuestras codicias crearía una sociedad óptima, que los países con tradiciones colectivas de solidaridad más fuertes (ya sea “potenciadas” por ideas marxistas o socialistas, o no) salieron mucho mejor parados . Para empezar, China, pero también Cuba e incluso Rusia (que no es marxista ni socialista, pero que tiene tradiciones colectivistas muy fuertes) o Corea del Sur o Singapur (ambas no marxistas, pero con fuertes tradiciones colectivistas). Incluso la pequeña Venezuela, asediada y sitiada por el Imperio, logró salir del paso mucho mejor que los Estados Unidos o el Reino Unido. A estos países no solo les fue mucho mejor que a países mucho más ricos y, supuestamente, mucho más “libres”, sino que también lo lograron estando bajo sanciones de los Estados Unidos. Y, finalmente, solo para terminar de echarle sal a la herida, estos países supuestamente “malos” demostraron ser mucho más generosos que aquellos incorporados al Imperio: enviaron muchas toneladas de equipo vitalmente necesario y cientos de científicos especializados e incluso personal militar para ayudar a esos países en necesidad (Italia, España, Serbia, etc.).

Finalmente, incluso EE. UU. debió aceptar la ayuda de Rusia: el contenido de dos enormes transportadores militares AN-124:

El ejército ruso entrega ayuda a la “nación indispensable”

¡Qué ironía! El país cuya economía se suponía que estaba “hecha jirones” (según Obama) le entrega ayuda humanitaria a la “nación indispensable” (según Obama, nuevamente). Esta ayuda no solo se entregó desde un país sujeto a sanciones estadounidenses, sino que el equipo entregado fue producido por una empresa rusa también bajo sanciones estadounidenses. Los medios estadounidenses “agradecidos” declararon de inmediato que se trataba de una acción de relaciones públicas rusa, especialmente porque el 50% de la carga fue pagada por los Estados Unidos (el resto, incluidos los costos de transporte, fueron pagados por Rusia).

Al menos en Italia comenzaron a surgir preguntas sobre por qué los EE. UU., la OTAN o la UE no hicieron absolutamente nada * para ayudarlos* cuando tenían tanta necesidad de ayuda, y por qué los países que generosamente ayudaron (Rusia, China, Cuba) estaban todos bajo sanciones, incluidas las italianas! Buenas preguntas de hecho. La respuesta vino del presidente serbio Vucic, quien declaró que la solidaridad europea era un “cuento de hadas“. Tiene bastante razón, por cierto.

En tercer lugar, todos vimos la fea cara de varias “democracias” occidentales que literalmente se robaban los equipos médicos que eran vitales, una y otra vez. De hecho, bajo una lógica puramente capitalista, este tipo de “competencia” era inevitable (verdadero) e incluso deseable (falso): las principales compañías de Med & Pharma han utilizado esta ganancia financiera inesperada para maximizar sus ganancias ( después de todo, es lo que todas las corporaciones tienen que hacer en un sistema capitalista: obtener la mayor cantidad de ganancias posible para sus accionistas). ¡Incluso los estados y países que están compitiendo entre sí por equipos médicos ahora! Mientras todo estaba bien y Occidente era libre de saquear al resto del planeta, el capitalismo podía verse como una promesa de un futuro mejor (al igual que el comunismo, por cierto). SIn ambargo, ahora que este gran “castillo de naipes” propagandístico se está derrumbando y el capitalismo muestra su verdadero rostro (el de una ideología creada por los ricos para violentar a los pobres), la comparación con las sociedades colectivistas (supuestamente “atrasadas”) es más vergonzosa, pero inevitable.

Cuarto, también somos testigos de la cruda maldad de la máquina de propaganda imperial en artículos sobre cómo “Rusia envió equipo inútil a Italia”, que “el equipo chino no funcionó” o sobre cómo todos los países que respondieron mejor y antes estaban mintiendo sobre el números reales (lo cual no tiene sentido, los chinos han sido muy abiertos, al igual que los rusos: la verdad es que en las primeras fases de una pandemia era imposible obtener números reales, eso solo se puede hacer mucho más tarde). Esto es tan falso como las “incubadoras iraquíes”, “serbios genocidas” o “Viagra de Gadafi” y el tiempo lo demostrará.

Quinto, luego está el tema de la pobreza. Vemos las primeras señales de que esta pandemia (como todas las pandemias) está afectando a los pobres mucho más que a los ricos. Lo cual no es ninguna sorpresa … Por ejemplo, en los EE. UU., ciudades como Nueva York, Chicago, Detroit, Miami o Nueva Orleans tienen muchos barrios pobres y esa gente está sufriendo mucho. Sin embargo, esto es solo el comienzo, ya que hay barrios marginales mucho más grandes en otros países, incluso en América Latina y aún peores en África. Salvo que ocurra algún tipo de milagro, el número de muertos en los barrios marginales del tercer mundo será absolutamente horrible. Y desde ya podemos estar bastante seguros de que a los países pobres colectivistas les irá mucho mejor que a aquellos que están bajo el control de los delirios de la economía de libre mercado. Nuevamente, habrá importantes consecuencias políticas en todos esos países: predigo que veremos algunos casos de cambio de régimen en un futuro no muy lejano.

Sexto, al igual que el propio Imperio, la OTAN y la UE también están en caída libre, sin saber qué hacer y con pánico de hacer algo proactivo. Además del idiota en jefe que ondeaba la bandera, también me tomé el tiempo para escuchar a Macron y Merkel. Ambos se encuentran en modo de locura total, Macron habla una y otra vez sobre una “guerra”, mientras que Merkel declaró que la pandemia es el desafío más serio que enfrenta Alemania desde la Segunda Guerra Mundial. Aún así, el contraste más sorprendente con los Estados Unidos podría ser Rusia. Putin ha hecho varios llamamientos especiales al pueblo ruso, y su estado de ánimo era claramente determinado y claramente sombrío. Tomé esta captura de pantalla del último mensaje de Putin al pueblo ruso, y vean su expresión:

En cuanto al principal MD a cargo de la crisis COVID19 en Moscú, le dijo a Putin que Rusia necesita prepararse para lo que llamó “el escenario italiano” con la finalidad de evitarlo, aunque en ese momento (30 de marzo) solo había 1 ‘836 casos confirmados de COVID19 en Rusia, incluyendo 9 muertes y 66 recuperaciones. Comparemos los tres países:

Pais Casos detectados COVID Muertes Recuperaciones
USA 161.807 2.978 5.644
Italy 101.739 11.591 14.620
Russia 1.836 9 66

Los números provistos arriba provienen de aquí: https://coronavirus.jhu.edu/map.html (¡fecha 30 de marzo!)

Además, los equipos médicos especiales rusos de las Tropas de Protección Nuclear, Biológica y Química de las Fuerzas Armadas rusas están ahora en alerta total y, aunque no hay escasez de equipo médico especializado ABC / NBC en Rusia, las Fuerzas Armadas rusas ahora están construyendo 16 hospitales especiales en varios lugares de Rusia. Rusia también ha cerrado casi por completo el tráfico aéreo y ferroviario interno. Mucho de esto ya era predecible, ya que Moscú es mucho más rica que cualquier otra región rusa, Moscú está bien, a pesar de tener una gran población (unos 12 millones en la ciudad, más otros 7 más o menos en el Óblast de Moscú). Estos son los números oficiales rusos para el área de Moscú: (¡también al 30 de marzo!)

Lugar Infectados Muertes Recuperados % muertes
Moscú 1.126 11 28 0,9%
Cercanías de
Moscú
119 1 14 0,85%

La fuente de estos números es: https://coronavirus-monitor.ru/

¿No parece extraño que un país como Rusia, al que claramente le está yendo mucho mejor que a Estados Unidos (incluso en los indicadores per cápita) se está preparando para lo peor? ¿Qué saben los rusos que los líderes estadounidenses no dicen?

Por supuesto, la máquina de propaganda anti-rusa tiene una explicación. Por ejemplo, afirma que los rusos mienten acerca de todo. Incluso hay un psicópata con agentes de influencia occidentales que se hacen pasar por médicos rusos y afirman que hay miles de muertes ocultas, que Rusia no tiene equipo y que los rusos no tienen ni idea. Un analista previamente sobrio ahora incluso afirma que “Putin está perdiendo el control”.

Para ser totalmente honesto, nunca en mi vida he visto un tsunami de tonterías, información falsa, rumores infundados y, por último, pero no menos importante, el desvergonzado anzuelo cibernético (clickbaiting). Para algunos, esta crisis es claramente una oportunidad para recuperar algo de visibilidad. Es vergonzoso, realmente, una desgracia total: solo una nueva forma de sacar provecho de una crisis.

De seguro, no soy un experto médico. Pero desde luego, conozco al gobierno ruso y su “lenguaje corporal”, y puedo decirles que los rusos se están preparando muy, muy en serio, para lo que bien podría convertirse en una gran crisis incluso para Rusia ( y tener a Ucrania y Bielorrusia de lleno en profunda negación, obviamente no ayudará!).

Siete, en los Estados Unidos, el contraste entre el gobierno federal y las autoridades estatales es bastante sorprendente. Por mucho que el gobierno federal tenga disfunciones terminales, los gobernadores estatales a menudo han tenido que usar muchas ideas innovadoras para obtener suministros y especialistas. Por ejemplo, el gobernador de FL, Ron DeSantis (R) tuvo que llamar a un amigo suyo en Israel para que la gigante compañía farmacéutica israelí Teva Pharmaceuticals enviara a Florida el equipo médico que se necesitaba desesperadamente. Cosas similares están sucediendo en otros estados, creo. Esta es una de las razones por las cuales los estadounidenses suelen ser muy suspicaces con el gobierno federal, sin embargo apoyan más a las autoridades locales (de nuevo, es una regla general, en la que hay, por supuesto, excepciones). Hay muchas razones para el contraste entre las autoridades federales y estatales, incluyendo el hecho de que los gobernadores están mucho más “cerca” de sus electores a nivel local que a nivel nacional.

Si bien no es tan dramático como el contraste entre las sociedades basadas en la codicia pura y las sociedades basadas en la solidaridad, este contraste entre el nivel local y el nacional también contribuirá al colapso del sistema imperial, aunque de manera más indirecta.

Conclusión: NOM, globalismo y “liderazgo” estadounidense – QEPD

La primera víctima (no humana) de esta pandemia será el llamado “Nuevo Orden Mundial” prometido por varios presidentes estadounidenses. Lo mismo ocurre con su ideología globalista subyacente. En caso que el supuesto “gobierno mundial de los Illuminati”, imaginado por algunos, realmente desencadenó esta pandemia, entonces éste se disparó justo en el pie y ahora está sangrando profusamente.

Los Estados Unidos ahora le están demostrando al mundo que el llamado “liderazgo de los Estados Unidos” no es más que una burda mentira para ocultar lo que yo describiría como el gobierno de un hegemón mundial único, narcisista que arruinaría incluso a sus “aliados más cercanos”, (sus colonias, en realidad) para obtener alguna ventaja.

En este momento, la mayoría de lo que vemos son solo señales de advertencia, como los miembros de la UE cerrando sus fronteras. Pero independientemente de cómo progrese esta pandemia, lo que sucederá después es una gran crisis económica que empequeñecerá tanto la Gran Depresión como el colapso después del 11 de septiembre y 2008.

Por supuesto, el mundo, tarde o temprano, se recuperará de este colapso económico y pandémico. Pero el tipo de mundo que veremos será dramáticamente diferente del que hemos vivido hasta ahora.

Por el momento, todavía hay manifestaciones observables del “liderazgo de los EE. UU.”: EE. UU. Se esfuerza por robar medicinas y equipo médico de otros países, EE. UU. Impone sanciones a países como Irán y Venezuela que necesitan medicamentos desesperadamente, y EE. UU. -Juega el escenario Noriega con Maduro. Esta política exterior de “liderazgo estadounidense” puede resumirse en términos como malvados, inmorales, hipócritas, disfuncionales, narcisistas. etc. Cualquiera que sea la etiqueta que elija aplicar, siempre es una política moralmente repugnante y prácticamente autodestructiva.

En este momento, después de culpar a China, Trump ahora está señalando con el dedo a la OMS. Verdaderamente, un alma noble y un brillante jugador de ajedrez 5D …

No hay más forma de esconder lo obvio. El SARS-COV-2 logró lo que incluso RT o PressTV no pudieron: puso de relieve la verdadera naturaleza del Imperio anglosionista.

Como dice el Corán, Dios es el mejor planificador.

El saker

QNavy

Restored Republic via a GCR as of April 9, 2020

Previous article

Prayer for the Children – POTUS – Q Team – Military

Next article

You may also like

Comments

Comments are closed.